On Air Now Urbana FM Midnight - Noon Email
Now Playing Ganas Kayan & John Dee Download

Puertorriqueño obtiene licencia y logra histórica victoria para residentes de territorios de EEUU

Los solicitantes de licencias de conducir que desean intercambiar una licencia puertorriqueña por una del estado de Georgia ya no tienen que tomar exámenes o cumplir con otros requisitos que no se le exigen a otros ciudadanos estadounidenses, de acuerdo con un acuerdo de resolución de una demanda.

El Departamento de Servicios para Conductores de Georgia (DDS) ya no requerirá que los solicitantes completen una prueba de manejo o escrita para transferir una licencia válida si tienen al menos 18 años y cumplen con los requisitos de residencia y prueba de identidad de Georgia, de acuerdo con los términos del acuerdo de conciliación, informó The Associated Press.

La agencia también ha dejado de usar una "Guía de Entrevistas Puertorriqueña" para hacer preguntas a los solicitantes con el fin de demostrar que en realidad son puertorriqueños.

El acuerdo fue alcanzado en una demanda presentada en julio por Kenneth Caban González, quien nació en Puerto Rico y solicitó una licencia después de mudarse al sureste de Georgia en 2017. Alegó que el estado trató a los puertorriqueños de manera diferente a otros solicitantes que son ciudadanos estadounidenses, obligándolos a tomar exámenes, confiscar sus documentos para revisiones de fraude y cuestionarlos sobre detalles sobre la isla, dijo AP.

Acompañado por sus abogados, su prometida Beatriz Rodríguez, su hija de 6 años y su hijo de 1 año, Cabán González obtuvo una licencia de conducir el lunes por la mañana. Después de todo lo que ha pasado, dijo, fue muy emotivo y espera que lo ayude a encontrar y mantener un trabajo.

La demanda fue presentada por las organizaciones LatinoJustice PRLDEF y el Southern Center for Human Rights (SCHR).

Cabán González solicitó una licencia de conducir en octubre de 2017 después de mudarse a Hinesville, en el sureste de Georgia. El personal del Departamento mantuvo su licencia de conducir de Puerto Rico, su certificado de nacimiento original y su tarjeta de Seguro Social, y le dijeron que se le notificaría cuándo recogerlos.

Un investigador envió los documentos a su supervisor, diciendo que no parecían ser legítimos. Cuando Caban González fue a recuperarlos en noviembre de 2017, fue acusado de proporcionar documentos falsos y arrestado.

El personal de la agencia se enteró dos semanas después de que el proceso de verificación que utilizó para los documentos puertorriqueños ya no era válido y las autoridades federales confirmaron en el verano de 2018 que los documentos de Caban González eran legítimos, según un informe del Buró de Investigaciones de Georgia (GBI). Pero los cargos contra él no se retiraron hasta marzo pasado.

La investigación de asuntos internos de GBI, que encontró "deficiencias en los procedimientos de investigación" y un incumplimiento del protocolo del departamento, fue motivada por la demanda de Caban González. El Departamento despidió a un gerente y degradó a otro como resultado de sus hallazgos, según un comunicado de la agencia en diciembre.

Esa declaración también detalla los cambios realizados como resultado de la investigación, muchos de los cuales se reflejan en los términos del acuerdo de conciliación, que se firmó el 31 de enero. Estos incluyen más transparencia y notificación en torno a investigaciones sobre sospechas de fraude y una prohibición sobre el uso de la guía. La agencia también acordó publicar de manera prominente su política de no discriminación y proporcionar capacitación al personal.

Los cambios de transferencia de licencia descritos en el acuerdo también se aplican a los solicitantes de otros territorios de EEUU., incluidos Guam, las Islas Vírgenes, Samoa Americana y las Islas Marianas del Norte, dijo AP.

El estado de Georgia también acordó pagar 40,000 dólares a Cabán González y 60,000 a sus abogados.

Podcasts

Listen Live